hinchapedia.com

Fútbol, música y cultura
Del hincha para el hincha

Inicio Columnistas Hablemos en futbolero Terminó la larga espera, Millonarios campeón

Terminó la larga espera, Millonarios campeón

Atención, se abre en una ventana nueva. PDFImprimirCorreo electrónico

Artículo de la sección:

Hablemos en futbolero

Millonarios Campeón

De las esperas más largas de la vida, 24 años para ver a MILLOS campeón, o como salió el dato exacto 23 años 11 meses 28 dias.

Pero la angustia realmente, empezó cuando aquí en Bogotá, el 9 de diciembre se acabo el partido contra el Junior y quedamos en vilo 20 segundos, mientras terminaba el encuentro en la ciudad de Pasto, ya que dependíamos de que el local no ganará, hasta que finalmente termino el encuentro en la ciudad de Pasto y MILLOS ya estaba en la final.

En ese momento empezó la cuenta regresiva, ya estaban listos los dos finalistas, MILLONARIOS - MEDELLÍN, estábamos a 180 minutos de la tan anhelada estrella 14... y la ansiedad más grande de la vida daba inició, decidimos a acompañar a MILLONARIOS en esta final, nos fuimos para Medellín, situación difícil cuando se definió que la hinchada visitante no podía entrar al Atanasio Girardot, pero eso no fue impedimento para muchos hinchas estuviéramos allá y es que fueron muchos los que viajamos y entráramos clandestinamente.

Empezaron correos, mensajes y llamadas, para reunirnos y entrar a cumplir la cita, de los primeros 90 minutos como visitante y para la prensa, las cosas no fueron más fáciles, ya que estaban restringiendo la entrada por el aforo estaba copado, pero después de insistir e insistir pudimos entrar, claro hasta ayuda de Ramón Jesurun que estaba en la entrada, toco pedir.

Ya en la tribuna las cosas no eran más fáciles, porque pasar de "incognito", cuando era obvio que todos los que no tenia camiseta del Medellín y tampoco le hacían fuerza cuando tenían aproximaciones al arco contrario. Contener las palabras y los gritos y la euforia fue muy complicado y más cuando transcurrían los minutos y no se lograba la anotación por parte de MILLONARIOS, anotación que nunca llego, ya que en los primeros 90 minutos no se hizo la diferencia y el 0 - 0, aumento más la presión y ansiedad, con la que todos vivimos esa semana.

El partido con varias oportunidades de haber logrado los 3 puntos, pero la falta de definición y el no rematar fuera del área, hizo que se complicaran más las cosas, el Medellín de se dedicó a defender y en cualquier oportunidad de contraataque lograr la definición, pero se notaba que ellos querían venir a Bogotá a definir la serie.

Para anotar el buen comportamiento de la hinchada local, porque muchos se dieron cuenta que en la tribuna había más de uno con corazón azul, pero en el desarrollo del partido cada uno haciéndole fuerza a su equipo del alma.

Algo curioso y hasta chistoso y por lo cual fui motivo de burlas (bien merecidas), buena parte de la noche, a la salida del estadio me entro una llamada de unos amigos que viven en Medellín, yo muy tranquila conteste y en un tono muy fuerte, les dije que no se preocuparan, que yo estaba con muchos hinchas de MILLOS y que nos estábamos quedando en la 72 con 42, eso lo repetí como 3 o 4 veces porque no me escuchaban bien, a lo que las personas con las que estaban, me dijeron que no los vendiera de esa forma, que estaba en Medellín y no en Bogotá, por la imprudencia afortunadamente no hubo problema, pero mis amigos se burlaron y me la montaron buena parte de la noche, cosas que se hacen sin pensar.

Y es que las ansias azules eran tan grandes, que un amigo había comprado tiquetes para el miércoles y poder estar en Medellín en la noche y cuando fue a hacer su check- in por internet, se dio cuenta, que había comprado mal su tiquete, lo hizo con fecha martes y que en vuelo comprado inicialmente ya había pasado, muy nervioso se puso, pero no hubo más salida que comprar otro para miércoles en la tarde, afortunadamente se pudo solucionar y pudo estar en Medellín acompañando al equipo de sus amores.

Ya volviendo al ámbito futbolístico, teníamos que esperar y ya de los 180 minutos de la final, nos quedaban 90, como locales, la casa llena y el anhelo de dar la vuelta.

La primera felicidad y buen indicio que todo iba por buen camino, el viernes 14 de diciembre DIMAYOR emitió su comunicado oficial de los medios y periodistas acreditados para la gran final y si HINCHAPEDIA una vez más aparecía en la tan esperada lista.

Ya estando en Bogotá, el corazón no aguantaba más la presión que aumentaba cada vez más y entrabamos a nuestro último conteo regresivo, nos jugábamos el todo por el todo y la serie estaba igualada 0 - 0, ventajas para ninguna, haciendo referencia a las cifras.

Y es que sentir la estrella 14 tan cerca, emocionó y contagio de felicidad a todo el mundo (menos a mi jefe, no el de HINCHAPEDIA, que incluso siendo seguidora de MILLOS, dio unos augurios no tan buenos, que gracias a Dios no le salieron).

Todos tímidamente empezamos a alistar la que esperábamos fuera la mejor fiesta de los últimos tiempos, el mejor atuendo, la última camiseta, lacara, las unas y hasta el cabello pintado de azul y con la plena convicción que esta vez no nos quedaríamos con la celebración lista.

Y es que este semestre, se acabo con algunas sequias de triunfo en algunas plazas de Colombia, como el 4 - 0 con el Huila, en la segunda fecha del todo contra todos y en Ibagué contra el Tolima por los cuadrangulares superando al equipo pijao con un 1- 2 y está con un sabor especial, nos dejaba vivos todavía, para la tan anhelada final.

Otro tipo de estadísticas o datos curiosos que los hinchas de MILLONARIOS teníamos muy presentes eran: cada vez que Santa Fe se coronaba como campeón MILLONARIOS lo era en el periodo siguiente, cada vez que MILLONARIOS se enfrentaba con el Real Madrid, MILLONARIOS era campeón, sin importar el resultado, aunque nunca habíamos perdido con el equipo español, lo de este año, difícil al perder 8- 0 y chistes como MILLOS del 8 o que apareció una nueva raza en Europa "El oso Azul", fue un golpe fuerte para los hinchas, pero anímicamente el equipo nunca se vio afectado por esta situación y esto quedo como un compromiso más.

Hernán Torres también hizo parte de estos datos curiosos y era el pensar que en varias ocasiones había llegado a instancias definitivas con sus anteriores equipos (Tolima, Itagüi entre otros), pero no se lograba el título definitivo, en este caso algo si era cierto, la tendencia continuaría en uno de los dos casos, ya que las tres situaciones se presentaban durante el mismo semestre. Afortunadamente y para dicho de todos los hinchas azules, Hernán Torres, nuestro técnico, pudo celebrar el campeonato.

Bueno esto en cuanto estadísticas o datos curiosos, pero en cuanto a las "cabalas", hicimos de todo: llevar al estadio al ahijado, el cual nunca ha visto perder a MILLOS, ir con la mismo atuendo con el que fuimos todo el semestre, después de muchos años un reencuentro de amigos desde el primer partido (clásico con Santa Fe), y fecha a fecha seguir los 3 y nunca ver a MILLOS perder, a este tipo de cábalas se suman, oraciones, medallas, promesas y todo tipo de objeto que nos hiciera sentir un poco más tranquilos en esta final, pero como lo dijo el capitán Mayer Cándelo y lo comparte y por esas palabras prometí no volver a decir que no lo quería, cuando da todo agradecimiento a Dios.

Aunque el partido era a las 5:30, de aquel inolvidable 16 de diciembre de 2.012, la cita en el Coloso de la 57, era a la 1:30 p.m. hora en las que se abrían las puertas del estadio, nadie quería perderse un minuto de esta merecida final, la presión, la ansiedad y los nervios, cada vez más presentes, pero con la ilusión intacta.

La casa estaba azul 100%, hermosa como siempre, todos con banderas, bombas y papel picado. 5:30 p.m. pitazo inicial y los pelos de punta, ya que sabíamos que el Medellín no venía a proponer, ni atacar, iba a estar con su 4-4-2 atrás defendiendo y esperar un descuido para contraatacar y poder marca la diferencia.

Finalizando el primer tiempo, gracias a Wilberto Cosme, tuvimos nuestro primer grito de júbilo, MILLOS se iba arriba en el marcador, nos fuimos un poco menos ansiosos al entretiempo, empezando el segundo tiempo, hubo desconcentración casi total del equipo, cuando al parecer accidentalmente se activo una pólvora en la tribuna lateral norte, el compromiso se detuvo durante casi 5 minutos y después de reanudado, se vino la anotación de Medellín, lo cual nos volvió a dejar al borde del ataque de nervios total, casi 40.000 almas, con el mismo sentimiento.

Min 90, más 3 de reposición y pitazo final, el campeón se definiría desde el punto penal y en ese momento no eran los nervios los que estaban de punta, el corazón estaba a punto de estallar y creo que muchos a punto de un ataque cardiaca (espero que a ninguna le haya dado). Se cumplió las serie de los 5 cobros, cada uno errando uno de ellos, por parte del equipo visitante Diego Herner y por el equipo local Omar Vásquez.

Se venía lo que todos temíamos "la muerte súbita" y lo que yo pensaba, era en ese momento era en todo el trabajo del semestre, de primeros en la tabla durante todo el campeonato y todo reducido a 5 segundos de un cobro desde el punto penal, pero así es el futbol y así es la vida se puede perder o ganar todo en el último momento.

El héroe de la noche Luis Delgado, nuestro arquero, que comenzó cobrando acertando la anotación y a las 7:42 pm. atajando al cobro de Andrés Correa, y si MILLOS CAMPEÓN, de no creer. la felicidad era absoluta y las lagrimas aflojaron inmediatamente, el sueño estaba cumplido y después de 24 años estábamos en la parte más alta del podio y ya éramos los más veces campeón de Colombia.

Primero se premio al sub-campeón y después la tan esperada vuelta olímpica alrededor del estadio Nemesio Camacho el Campin, nuestra casa, la que domingo a domingo abre sus puertas para poder deleitarnos con las encuentros de nuestro azul del alma.

Y como lo veníamos coreando hace tiempo " Y cuando juntos demos la vuelta, azul y blanco vestirá Bogotá", así fue todos se volcaron a las calles a celebrar que ya la 14 era nuestra, aunque en la canción que cantábamos, creería yo que o más sugeriría un cambio, porque no solo vistió de azul y blanco Bogotá, las celebraciones fueron por toda Colombia y por todo el mundo, esto confirma lo que siempre hemos dicho, tenemos la hincha más y más fiel del país.

Y las calles del alrededor del estadio, se inundaron de hinchas que querían ver la caravana, que se dirigió hacia el parque Simón Bolívar, donde alrededor de 70.000, celebraron hasta altas horas de la madrugada y los que no terminaron su celebración en el parque, las provisiones estaban listas desde el día anterior para celebrar en las casas o otros sitios de mayor tranquilidad.

Buen balance para el fútbol bogotano, primer semestre Santa Fe campeón, segundo semestre Millonarios Campeón, los dos se enfrentaran por la súper liga el 23 y 27 de enero, el ganador tendrá cupo a la copa sudamericana y los dos representaran a Colombia en la copa libertadores de 2.013, un excelente y merecido balance para la capital de la República.

Y la cara de felicidad a todos los hinchas azules, nos lo la quita nadie, nos adelantaron la navidad y con que regalazo, esto es la recompensa a la constancia a creer y apoyar siempre a nuestro equipo, un aplauso y una felicitación a toda la familia azul.

GRAC14S MILLONARIOS POR ESTA PASIÓN, POR ESTA ALEGRIA TAN GRANDE, YA TENEMOS LA TAN ANHELADA ESTRELLA 14... AHORA VAMOS POR LA 15!!!!!

Comentarios: (0)add comment

Escribir comentario
Espacio pequeño | Espacio grande

busy

Foto de día

Participe en hinchapedia

Vínculos a otros sitios web

Secciones